miércoles, 1 de agosto de 2012

Tributo al Cómic IV/ Comic Tribute IV

Spawn. Creado por Todd McFarlane en 1992.

Al Simmons era negro, malo y estaba muerto, fórmula que no hería la suceptibilidad del lector de comics hasta ese momento (aunque en los noventa esa idea debiera haberse considerado agua pasada, cabe aclarar que el público del cómic se ha caracterizado siempre por la lentitud para asimilar la ruptura de moldes). Pero resultó que todo eso era sólo el comienzo y que -regresado del infierno en un cuerpo monstruoso lleno de remaches, andrajos y cadenas- se convertía en una especie de héroe metafísico, en constante guerra con el horror del que era fruto, con un cielo burocrático lleno de ángeles despiadados y sensuales que acudían a la batalla en armadura y colaless, y con la propia perversidad interior que había destruído su vida, y amenazaba convertirlo definitivamente en instrumento de un oscuro titiritero infernal.